1 de noviembre de 2007

BANKSY




Lo llaman así. Dicen que nadie conoce su personalidad, los diversos enterados... Y tiene muchísimos epígonos que luego se montan como artistas de vanguardia, retaguardia o meramente de guardia, como los farmaceúticos... Los delitos que comete son el uso del llamado arte para poner con el culo al aire la hipocresía, la sinrazón, lo estúpido de la sociedad que nos vive, el mundo que nos desvive y sus valores trastocados, absurdos, perversos, con ataques precisos y burla sin piedad, con suprema ironía, a cosillas cotidianas y valores del sistema de dominio... Y tanto lo son que esas manifestaciones de denuncia de esos se ha convertido en arte para los coleccionistas con dinero, actores aburríos, ricos en cuaresma, etc... De manera que si mañana Banksy les tira una mierda a la cara y se la queda pegada, recogen con donosura y amor, esa misma mierda y la guardan como oro en paño, la subastan, la pesan, la valoran y la miden... ¡Qué a tanto llega la ironía! Que es arte, señores. Porque lo dicen la pela, los euros, los dólares y de ello se hacen eco en los medios televisivos, los periódicos, los chismorreos modelnos y acaba de ser arte un gargajo echado sobre la chaqueta de un potentado, porque lo dicen los sabios que en este mundo son. Y así es si así les parece. Y punto.
De todas formas Banksy tiene fuerza de torpedear las bases insostenibles de las mentiras del poder, que ahí es donde duele y hace daño, por la reflexión que su obra provoca y el desquiciamiento de valores que no se sostienen... De alguna manera me considero discípulo suyo, a veces muy aventajado, y no dudo en utilizar técnicas de burla de los valores de poder y para el poder, sobre todo en esa Extremadura institucionalizada y mandada, gobernada para servicio de pocos y mal de todos, con proyectos refineros criminales, y para con sus engreídos mandamases junteros y comunes, por mucho que voten los cautivos del caciqueo diverso y comprador de voluntades.
Pero en general un sistema que engulle lo que lo critica está muerto, o lo que es engullido no vale, ni es crítica ni ataque... Es mero espejismo, provocación juguetona, lindezas de don diego, el lindo don diego... Por ello y en su momento el tal Banksy recogerá el fruto de su arte, de alguna manera lo recoge su leyenda, de alguna suerte, porque si utilizas elementos del mismo sistema no sales de él nunca, estás en el mismo sitio, en la misma mierda que escupe a su mierda, en la hipocresía que esconde la del tinglado. Por ello lo primero que hay que destrozar es la idea de fama y valor artístico, de triunfo y premios, de ganancias y mercado, en todas las formas, de todas las maneras, para todos, incluso si a un zoquete con dinero le da por coleccionar eructos como valores artísticos, que ya es difícil. Pero hay gente pa to, como dijo aquel torero al filósofo Ortega y Gasset cuando se lo presentaron como tal filósofo. Por lo tanto dar la cara y nombrar los poderes, establecerlos como el mal estaría bien, daría certeza y concreción a la labor. Pero asimismo la guerrilla que hoy se oculta entre las selvas de lo cotidiano provoca desgaste, y ser un desconocido es ser todos en esta selva en la que todos son nada...

Con mis agradecimientos, que esto es muy importante, a quien debo tantas cosas, sobre todo la campaña informativa contra el capitalismo feroz.


5 comentarios:

  1. No puedo entender cómo se desconoce la identidad de Banksy teniendo en cuenta que realiza exposiciones, que trabaja para asociaciones... que tiene hasta representante ¡¡¡¡ Pienso que todo es marqueting.
    En cuanto a que pinte graffiti para mi es vandalismo y que cuelgue sin autorización sus obras en Museos me parece que se rie de todos nosotros.
    Saludos, poeta.

    ResponderEliminar
  2. NO me incluyo en ese nosotros, como es obvio. Ya digo que dicen que no se conoce, dicen...
    Tener representante, hacer exposiciones y trabajar para asociaciones no supone ser conocido públicamente con nombre y apellidos. Desde luego que el tipo hace marketing, pero un marketing destructor de valores del orden impuesto, desde luego... Y en eso contradictorio, pues hasta cierto punto está atrapado por ese sistema que critica, ya que parece imposible zafarse del mismo totalmente.
    En absoluto el garffiti es vandalismo, es arte y grande, cuando lo es, no la mera pintada cruda ensuciatodo... He visto verdaderas obras de arte, ingeniosas, capillas sixtinas de la calle. Para mí son vandalismo los museos y los cuadritos colgados en la casita pa adorno, ¿habrá algo más cutre?, las coleccciones comerciales de la rapiña de algún banquero para jugar a mecenas y todo eso, seguir emperrados en la utilización del arte como antes, cuando esa función ya es obsoleta, antigua, hace muchos años, tal vez dos siglos.... ¿Quién tiene la autorización para que alguien cuelgue sus obras? Me costestarás que el dueño de los Museos, ¿quiénes son? Pues los mismos que hacen la guerra, mandan, desgobiernan, deciden, imponen... En eso curiosamente los políticos y sus expertos, que son lo mismo, dicen quien vale y quien no, según sus intereses, no según cánones estéticos meramente... En las artes plásticas es donde se ve más patente toda esa mierda del terrorismo cultural de los de mando, no ya meros políticos, sino aventajados dictadores de guantes blancos que se enquistan en las llamadas democracias, y simples crimineles cuando actúan sin ese colchón lenitivo... Incluso crean y hacen universidades para ellos y sus valores impuestos...
    Manly, las acciones de Banksy, y al mismo artista, tendríamos que invertarlos si no existieran... Por necesidad de justicia... Lo mismo que personajes como el Zorro, el Coyote, el subcomandante Marcos...
    Soy contrario a los derechos de autor, ya que todos usamos útiles de todo tipo, como por ejemplo la rueda en todas sus utiliddes, los números, el sistema numérico, y un largo etc., que nos sorprendería, sin pagar nada a nadie porque son cosas del común... Apoderarse de útiles de benefico común generalizado es terrorismo. Y eso hacen los guardianes del arte, de las artes plásticas, no ya custodiar los originales y manipularlos y despacharlos, administrarlos o cambiarlos (a propósito de Sixtina te recuerdo los muchos repintes que el poder ordenó hacer sobe la obra de Miguel Ángel, los catetos graffitis sobre la misma...), sino secuestrarlos del beneficio del común, de todos los seres humanos...
    He reflexionado mucho sobre el particular, tengo todo muy claro y no me gusta polemizar sin dar pasos adelante, o volviendo a polémicas superadas por lo general
    Muchas gracias no obstante.

    ResponderEliminar
  3. Reitero mi comentario.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Anónimo8:37 p. m.

    Me apasiona el tema y coincido contigo Agustín en tu valoración del Graffiti como arte(no siempre, pero sí Bansky y muchos otros).....como arte para lo que debería ser el arte: DESPERTAR

    En el espacio al que se debe ....la calle....pública, viva y de todos
    O en aquellos espacios que pueda invadir para reirnos de la estupidez del "arte con sello de validez" (la del mercado)

    ResponderEliminar
  5. HAy sitios en la red que dicen que si tienen su foto

    ResponderEliminar

Hay algo que se llama libertad, y que debes ejercer libremente. Así que distingue bien entre las ideas, los sentimientos, las pasiones, la razones y similares. No son respetables; pero cuida, que detrás hay personas. Y las personas, "per se", es lo único que se respeta en este lugar. Muy agradecido y mucha salud. Que no te canse.